Deseos y espectativas

Ejercicio. Deseos y expectativas para orientar un taller con sentido

En este ejercicio, los participantes expresan sus deseos y expectativas, revisan los objetivos institucionales y establecen juntos los objetivos y alcances de los talleres idyd. Esto forma parte de ir generando apropiación, abrir la imaginación, aprender a desear y crear una comunidad de aprendizaje sólida.

El deseo, dice Aristóteles, es el estímulo más poderoso. El deseo, explica  Jack Fleitman es el aliciente para orientar las decisiones estratégicas de crecimiento y competitividad.El deseo, sostiene Dilts manifiesta que las personas quieren pertenecer a un mundo mejor.

Los deseos están donde están nuestros anhelos y las expectativas, son las creencias que determinan que es posible o no cumplir nuestros deseos. Son lo que nos mueve y nos motiva.

Algunos estudiosos reconocen dos tipos de expectativas: las de resultados y las de eficacia propia. Cuando ambas están alineadas es mucho más posible tener éxito en lo que nos proponemos, de manera que si logramos alineaer las expectativas del grupo y mostramos cómo y por qué hacerlo para otros propósitos grupales, estaremos dando herramientas de mejora desde el primer momento de nuestra intervención.

Entre más sólidas sean las  expectativas y más puedan verse, escucharse o sentirse en la imaginación, mayor fuerza tendrá la expectativa en la consecuencia futura, de manera que el facilitador refraseará algunas frases de los participantes agregando emoción y concreción.

Propósitos

  • Generar consciencia de lo importante de desear y establecer objetivos claros para lograr.
  • Propiciar la apropiación y sentido de pertenencia de lo que se conocerá en el taller.
  • Crear una comunidad de aprendizaje y facilitar la creación de relaciones productivas de largo plazo entre los participantes.

Recomendaciones

Idealmente el ejercicio se lleva a cabo en plenaria al comenzar la sesión. Se utilizan postits para que cada persona tenga la oportunidad de pensar y anotar su deseo o expectativa y posteriormente la comparta con el grupo.

  • El moderador asegurará que todos los participantes expresen sus deseos y expectativas reforzando y valorando cada uno.
  • Se puede elegir un relator entre los miembros del grupo que recoja los postits. En caso de no tenerlos, puede anotar en rotafolios o pizarrón lo que los miembros del grupo expresan.

Primera fase

El facilitador presenta rápidamente el modelo de aprendizaje idyd, haciendo énfasis en la diferencia con el enfoque convencional. Al llegar al último punto, explica porqué una planeación flexible y la importancia de incorporar los deseos y expectativas individuales en los objetivos del grupo.

Segunda fase

El facilitador da entre tres a cinco minutos para que cada integrante del grupo reflexione y escriba sus deseos y expectativas en un postit o tarjeta. Utilizar un área de trabajo pequeña logrará que los objetivos sean puntuales.

Tercera fase

Al terminar la reflexión individual, uno por uno expresa su deseo y expectativas y se van pegando en la pared o en un rotafolios. Si hay objetivos repetidos, estos se ponen unos sobre otros. De esta manera, reconocemos los denominadores comunes. 

El moderador escucha con atención y si lo considera necesario, comenta o refuerza lo que los participantes comparten.

Cuarta fase

Cuando cada persona han participado se leen los objetivos comunes y en su caso, se acota los alcances.

El facilitador explica lo importante es tener en cuenta las expectativas individuales para obtener resultados colectivos, priorizar y si es necesario, acotar las expectativas que no se cubrirán durante el taller para que nadie se vaya decepcionado. 

 

Te invitamos a explorar otros temas relacionados como Generación de objetivos ¿Cuál es el propósito de un documento?

Related Articles