Resiliencia y prosperidad

Resiliencia y prosperidad: acciones locales con impactos globales.

La resiliencia es la capacidad de resistir, superar y adaptarnos para seguir adelante de la manera más armónica posible en un entorno que se transforma a toda velocidad. Esto implica superar obstáculos y realizar cambios en la forma en que percibimos, actuamos y nos acoplamos al sistema.

Los medios, quehaceres, costumbres y condiciones de vida de las comunidades locales y sus posibilidades de desarrollo inciden de forma determinante en los ecosistemas de la misma forma en que los ecosistemas locales determinan la calidad de vida de las personas que en ellos habitan y conviven.

La mesa de resiliencia y prosperidad: acciones individuales para el bienestar colectivo se orienta a la búsqueda de acciones, fórmulas, herramientas y métodos enfocados a reconstruir, restaurar y revitalizar los equilibrios sociales, ambientales y económicos que nos permiten vivir en armonía, así como capitalizar las variaciones del entorno para prosperar de manera individual y colectiva.   

Objetivo del grupo de reflexión de resiliencia y prosperidad

Explorar los retos y oportunidades para que el turismo aumente la capacidad de adaptación y estimule una cultura de prosperidad y respeto a la vida.

Reflexiones 2020

¿Cómo aportan las tecnologías digitales a mejorar la resiliencia y prosperidad de las comunidades locales?

Reflexiona en la identificación de mejores prácticas, retos y oportunidades que puedan ser abordados a través de comunidades digitales para promover la resiliencia y prosperidad de las comunidades locales.

Botón  

¿Conoces herramientas digitales que faciliten el fortalecimiento de la resilienica y prosperidad de las comunidades locales?

Comparte las herramientas digitales, la organizaciones implementadoras y los proyectos que lo han logrado.

¿Conoces algún ejemplo en el que la tecnología digital haya contribuido a mejorar la resiliencia y prosperidad local?

Comparte la problemática identificada y los aprendizajes que se generaron en el proceso.

¿Quieres promover a alguna organización que incida en resiliencia y prosperidad local a través de herramientas digitales?

Comparte el sitio web o redes sociales de la organización.

Reflexiones 2019

¿Cómo puede aportar el turismo a enfrentar los retos económicos, sociales y ambientales del cambio climático y otras amenazas del entorno?

Hemos de ser incluyentes desde la base de la comunidad para que la actividad turística logre un buen balance en lo económico, lo social y lo ambiental y así generar un sueño de reserva.

En un mundo que cambia a toda velocidad es necesario romper paradigmas para encontrar soluciones innovadoras que nos permitan evolucionar como individuos y como comunidad.

Ser resilientes nos permite regresar a lo básico y caminar al futuro, capacitarnos para ser y hacer comunidad, fomentar el orgullo local al tiempo que se promueve la empatía y se proponen ambientes de equilibrio en donde se aceptan las diferencias. Así, hemos de apreciar lo propio sin que esto impida la innovación y la actualización de aquello que es necesario mejorar.

El turismo, como otras actividades productivas, ha de poner especial atención en fortalecer los esquemas familiares y sociales que generen una mejor calidad de vida, pues la familia es el núcleo de la sociedad.

La solución de las necesidades individuales y colectivas se vincula con la educación y la valoración de lo que cada comunidad entiende como esencial.

No sólo hay que apoyar a las comunidades menos desarrolladas, sino también a aquellas que habitan los grandes destinos. La calidad de vida es una combinación entre humanidad, comunidad, seguridad y sentido de pertenencia.

La prosperidad de una comunidad depende tanto del desarrollo individual como del colectivo. Algunos de los principales elementos para ello son: la generación, repartición y distribución de utilidades; la inclusión de cada persona en las experiencias compartidas; el fomento a la educación de sustentabilidad en cada parte de la cadena de valor y el disfrute del patrimonio local.

Valorar los esfuerzos realizados por cada persona y en cada comunidad y en cada fortalece el desarrollo de nuestra identidad individual y colectiva.

Para ser resilientes y prósperos hemos de construir esquemas y formas de pensar diferentes e innovadoras que nos ayude a encontrar nuevas formas de expresión culturales y artísticas, y así generar experiencias que nos permitan adaptarnos y crecer.

El turismo es una herramienta poderosa que nos puede ayudar a transmitir el valor del patrimonio local y la importancia de la acción individual para el desarrollo comunitario, tanto a nivel personal como en ámbitos laborales. Así se fortalecerán las cadenas productivas, lo que constituye la base de la pirámide para el progreso.

Es necesario vincular a las personas encargadas del desarrollo de políticas públicas con las comunidades que viven de la actividad turística, lo que ayudará a redirigir el turismo hacia la identidad comunitaria, al apoyo de localidades en situación de necesidad y al fortalecimiento de prácticas sostenibles.

Una de las acciones sugeridas durante el proceso de reflexión fue trabajar en la cultura de prevención y en la transmisión de valores colectivos para fortalecer el liderazgo comunitario.

Coordinadores en el Grupo de Resiliencia y Prosperidad

Enrique Domínguez

Enrique Domínguez

¿Te interesa participar en este grupo de reflexión?

Envíanos tus comentarios a través de nuestra página de contacto o por medio de nuestras redes sociales.

También puedes colaborar con nosotros enviando tu artículo siguiendo nuestros lineamientos de publicación.

Comenta con facebook